PLAYERS_OF_LIFE_LOGO_22
julio 22, 2024

,

WeWork fomenta la inclusión con espacios de orgullo LGBTQ+

Crear espacios de trabajo inclusivos no sólo es un ideal ético, sino también una estrategia empresarial inteligente. Se ha demostrado que tiene un impacto profundo en la productividad y la lealtad de los empleados hacia las compañías, pues se sienten aceptados y valorados.

Por

Por María Brizio. Head of People en WeWork México

La lucha por la igualdad y la visibilidad de la comunidad LGBTQ+ ha recorrido un largo camino desde sus inicios. Durante gran parte del siglo XX, ser abiertamente LGBTQ+ era un acto de valentía que a menudo traía consigo consecuencias severas. A lo largo de la historia, los espacios seguros y de apoyo han sido fundamentales para la cohesión y el desarrollo de esta comunidad.

Desde los bares y clubes, hasta los modernos espacios de trabajo flexibles de hoy, evolucionando significativamente el reflejo y apoyo social y cultural.

El refugio en la sociedad

Para muchos, los años 50s y 60s fueron tiempos de clandestinidad y miedo. En este contexto, los bares y clubes no eran sólo lugares de entretenimiento, sino auténticos santuarios que ofrecían un respiro de una sociedad que, en gran medida, les daba la espalda y los orillaba a vivir ocultos. Establecimientos como el famoso Stonewall Inn no sólo proporcionaban un lugar para “ser uno mismo”, sino que también se convirtieron en epicentros de resistencia y activismo.

La revuelta de Stonewall en 1969 fue un grito de lucha que resonó en todo el mundo, marcando el comienzo de una nueva era para los derechos LGBTQ+. Sin embargo, a medida que el movimiento LGBTQ+ ganó fuerza, la comunidad comenzó a buscar más que entretenimiento; necesitaban apoyo integral y buscaban salir de los bares.

Los centros comunitarios que surgieron en los años 90s y 2000 respondieron a esta necesidad, ofreciendo desde asesoramiento legal hasta programas de salud y prevención del VIH/SIDA. No se trataba sólo de sobrevivir, sino de prosperar y encontrar un lugar donde cada aspecto de la vida pudiera ser vivido con autenticidad.

María Brizio

Te puede interesar: WeWork, descifrando las tendencias laborales en México y LATAM

La transformación hacia espacios de trabajo inclusivos

En el siglo XXI, la lucha por la igualdad se ha trasladado hasta los lugares de trabajo. La comunidad LGBTQ+ ya no busca sólo espacios seguros para su vida personal, sino también para su desarrollo profesional. Aquí es donde la evolución hacia espacios de trabajo flexibles e inclusivos ha sido crucial.

Las empresas modernas entienden que un entorno inclusivo no sólo es justo, sino también benefi-cioso para la innovación y el crecimiento empresarial. Es por eso por lo que, dentro de las empresas, los comités y grupos de afinidad LGBTQ+ trabajan para asegurar que las políticas empresariales sean inclusivas y que las voces de esta comunidadsean escuchadas y respetadas. Además,organizan eventos y capacitaciones para educar a todos los empleados sobre la importancia de la diversidad y la inclusión.

Ahora, algo que también es crucial, y que cada vez más empresas realizan es la contratación libre de sesgos, es decir, que no consideran factores como la identidad de género, la orientación sexual, expre-sión de género, o cualquier otro aspecto que pueda influir en el proceso de selección. Estas acciones garantizan que la comunidad LGBTQ+ pueda acceder oportunidades laborales de manera eficiente y sin algún tipo de discriminación.

El impacto de los espacios de trabajo inclusivos

Crear espacios de trabajo inclusivos tiene un impacto profundo. Los empleados que se sienten aceptados y valorados son más productivos y leales. Además, la diversidad en el lugar de trabajo fomenta la innovación y mejora el desempeño general de la empresa.

La inclusión no es sólo un ideal ético, sino una estrategia empresarial inteligente. En nuestro estudio “Retos y perspectivas del trabajo: revelando las claves de la evolución laboral”, encontramos que el 93% de las personas consideran que trabajar en un espacio altamente diverso e incluyente ha mejorado su productividad. Asimismo, al apoyar la diversidad, las empresas envían un mensaje poderoso: valoran la igualdad y están comprometidas con un entorno justo y equitativo para todos.

“WeWork me acogió tras sufrir violencia y transfobia en mi anterior trabajo. He aprendido mucho y conocido personas que valoran mi talento. Al principio temía por ser la única mujer transgénero, pero recibí una cálida bienvenida. La flexibilidad de WeWork me ha permitido conocer personas e instituciones que promueven la diversidad”.

Diane Elizabeth Escobar, Front Desk Associate

“En WeWork me he sentido libre de ser quién soy, de hablar de mi vida en el trabajo y fuera de él. De hablar con normalidad de mi novio y amigxs. He tenido la oportunidad de traer a la mesa temas que en otras empresas aún son tabú o que en su momento no me sentí cómodo compartiendo. Así es como vivo la flexibilidad en mis espacios de trabajo, sintiéndome libre en cualquier WeWork que pueda visitar”.

Carlos Amaral, Business Manager

La evolución de los espacios de orgullo, desde los bares y clubes hasta los modernos espacios de trabajo flexibles, es un testimonio del progreso de la sociedad y de la resistencia de la comunidad LGBTQ+.

A medida que continuamos avanzando hacia una sociedad más inclusiva, es esencial que sigamos apoyando y creando estos espacios. Aunque el camino ha sido largo y, a menudo, complicado, la comunidad LGBTQ+ ha demostrado que la lucha por la igualdad y la aceptación no sólo es posible, sino inevitable.

Para más información visita:

I./ wework_mx

F./ WeWorkMexico

www.wework.com.mx

+DESTACADO