PLAYERS_OF_LIFE_LOGO_22
febrero 29, 2024

, ,

Pavo Gómez, el don de la palabra: de la idea a la acción y la disciplina

Pavo Gómez se ha convertido en una guía para enfocar objetivos y explorar nuevas dinámicas de comunicación. Te compartimos la historia de este gran visionario y empresario director de Go Launch

Por

Pavo Gómez

Establecer objetivos es el primer paso para trazar una meta en concreto, pero realmente cumplirlo, mantenerlo y llevarlo a nuevos niveles es algo en lo que se especializa Juan Pablo Gómez Orea, director de Go Launch.

Pavo, regresado de Comunicación por la Universidad Panamericana Guadalajara y maestro en Gestión de Empresas de Comunicación por UNAV (Madrid), como también es conocido en el mundo empresarial, se ha consagrado como un referente no solo para quienes buscan hacer de una idea un proyecto tangible. Su experiencia y creatividad ha permeado en destacadas empresas e instituciones que han encontrado en Pavo una voz clave para enfocarse en las metas por cumplir.

Desde lo empresarial a lo tecnológico, de la comunicación a la introspección personal, Pavo siempre tiene las palabras ya acciones perfectas para poner en marcha un plan y hacer todo lo posible por hacerlas realidad.

Su trayectoria se nutre por diversos proyectos e iniciativas que lo han forjado como empresario, conferencista y un apasionado y disciplinado deportista que ha llegado hasta Alaska.

Te compartimos esta charla especial con Pavo Gómez para Players of Life Guadalajara para descubrir qué lo motiva, cómo aterriza sus ideas y cómo ha hecho de su voz y expertise un aliento de motivación para la comunidad emprendedora y empresarial.

“Siempre es emocionante pensar en el futuro, siempre es emocionante un siguiente año como una nueva oportunidad para reinventarse y hacerlo mejor”.

¿Cómo fue tu infancia? ¿Qué momentos fueron clave para ser la persona que eres hoy como emprendedor, como innovador?

“Primero hay una etapa en la que me di cuenta que estaba medio sordo y fue con algunos retos a nivel académico, personal y familiar. Pero tuve una infancia feliz, una infancia muy bien formada, porque mis papás me dieron la oportunidad de estar expuestos a situaciones incómodas.

Aprender a pasar momentos duros es algo importante a nivel empresarial, a nivel personal. Creo que la exposición a muchos deportes, con una cultura de esfuerzo, de preparación, de aprendizaje, fue súper importante.

Estuve en experiencias relacionadas con campamentos y aventuras al aire libre, futbol, natación, taekwondo, van forjando tu disciplina. Creo que la resiliencia, la disciplina, la actitud, el orden, son elementos indispensables para sobrevivir en los negocios”.

¿Cómo impactó en ti y en tu entorno la condición de tus oídos?

“Cuando mi mamá estaba embarazada de mí, estaba haciendo jardinería y le picó una araña viuda negra. Se la tuvieron que llevar en ambulancia al hospital, casi se muere. Los doctores dijeron, ‘este niño se muere o queda loco’.

Parece ser que por la medicina o el veneno me afectó el oído, entonces no escucho sonidos agudos. Tengo 100% de pérdida en los tonos agudos, más o menos escuchó como el 50%.

Esto ha tenido retos también a nivel profesional y personal. Esto me ha llevado, como con todas las carencias y discapacidades, a que desarrolles otras competencias. Soy muy visual, tengo cierta sensibilidad para temas de fotografía, de diseño, de escuchar lo que no se dice.

Nunca me lo he tomado como algo que me limite, es una realidad con la que tengo que jugar”.

¿Desde la universidad ya tenías en claro tus planes, hacía donde querías ir y hacer?

“Decidí estudiar comunicación porque me interesaba mucho el poder de influencia a través de los medios, y cuando estuve en la universidad, recién iniciaban las redes, no tenían el nivel de relevancia del día de hoy.

Para mí siempre había sido cómo podemos utilizar las herramientas de comunicación para mejorar la vida de las personas.

De manera más reciente, a partir del COVID, reinventamos nuestro negocio, nos comenzamos a dedicar más a los lanzamientos digitales, ya estábamos en el mundo de la educación, pero con los lanzamientos reencontré mi vocación de comunicador, porque los lanzamientos ameritan experiencias multifacéticas de redacción, producción, estrategia, diseño, oferta, marketing, transmisión, etc.

Para hacer grandes lanzamientos, tienes que tener un equipo de comunicación muy competente en muchas cosas, es donde yo he reencontrado mi vocación de comunicador, porque a través de la educación y la tecnología puedes tener un gran impacto”.

¿Cómo recuerdas tu primer emprendimiento? ¿Qué consejo le daría Pavo de 2024 a ese joven empresario con su primer proyecto?

“Nuestro primer negocio, el de mi hermano Jesús y el mío, fue una empresa de videos de capacitación, que la pusimos para poder pagar nuestra universidad, hace 13 años.

Uno de los grandes aprendizajes que he tenido en la vida de emprendedor, es que a veces creemos que tenemos que inventar el hilo negro, que tenemos que desarrollar algo súper innovador, que no existe, que nadie ha hecho, que tienes que descubrir algo.

La realidad es que podemos aprender de lo que están creando otros. Es el negocio en el que estoy hoy, que tenemos la capacidad de pagarle al mejor para que nos enseñe.

Los grandes empresarios, los grandes creadores, los grandes líderes, el día de hoy también tienen una manera de compartir su aprendizaje, a través de cursos, libros, mentorías. Ese ha sido uno de mis grandes aprendizajes como emprendedor.

No tienes que inventar algo desde cero, puedes replicar modelos que ya son exitosos, adaptarlos y tropicalizarlos a tu ciudad o industria. También tienes la capacidad de comprar tiempo a través de aprender de otros que ya llegaron al lugar que tú quieres llegar”.

Conectas muy bien con la gente, desde los líderes, quienes toman decisiones, colaboradores, con todos ¿Cómo ha sido desarrollar tu mensaje, tu forma de hablar, tu lenguaje para conectar con la gente?

“Creo que la base de la comunicación y marketing es entender para atender. En la medida en la que te metas a profundizar en los dolores, en las frustraciones, anhelos y en los sueños de las personas puedes conectar con ellos.

También tienes que entender su realidad. Cuando llegas con un equipo de colaboradores con un leguaje o conceptos que son totalmente ajenos a su realidad, no hay conexión. Tienes que entender qué es lo que los mueve, de qué manera les puedes ayudar”.

TE RECOMENDAMOS: ¡Arte cósmico! Alfonso Hernández, astropaisaje desde el cielo tapatío

Sigue a PLAYERS of Life Guadalajara en redes sociales: Facebook, InstagramTwitter.

Suscribete a nuestro

NEWSLETTER

+DESTACADO