PLAYERS_OF_LIFE_LOGO_22
mayo 23, 2024

, , ,

Come Verde, la transformación de las botanas saludables

Buscando opciones saludables y deliciosas, los emprendedores tapatíos Mariana Barba, Emilio Berdagué y Andrés Barba crearon Come Verde, PYME que hoy vende botanas a grandes súpermercados como Walmart y HEB

Por

Come verde botanas saludables

Lo que comenzó como un proyecto con la intención de brindar botanas saludables en la escuela, hoy se posiciona como uno de los emprendimientos tapatíos de mayor crecimiento en tiempo récord: Come Verde, negocio que marcó el inicio de una historia y sabor de éxito puro.

Al conocer los alcances de este negocio, se pensaría que han pasado décadas para lograr el posicionamiento que hoy distingue a Come Verde en el mercado.

Estas botanas saludables creadas por Mariana Barba, Andrés Barba y Emilio Berdegué iniciaron su camino en Nutrisa desde su natal Guadalajara. Con el tiempo, en menos de cinco años, se han expandido a nivel nacional con las mejores cadenas de supermercado como HEB, La Comer, Farmacias del Ahorro, Chedraui y Walmart.

“Ha sido importante darnos cuenta de lo clave que es tener un buen equipo, buenos socios, buena gente que te rodea, eso ha sido de lo más importante”, señala Mariana Barba.

Fundadores de Come Verde

Andrés Barba, Mariana Barba y Emilio Berdegué.

Fotografías: Players of Life Guadalajara – Claudio Jimeno

El primer paso: Come Verde, crecimiento y fidelidad

La historia comenzó en 2019, recuerda Andrés Barba, al recordar que en la búsqueda de botanas saludables encontró propuestas que no cumplían del todo su promesa en naturalidad: caras, cero nutritivas, los ingredientes y sabores de siempre.

“Empezamos a vender pequeñas botanas empaquetadas en bolsa de celofán. Cuando vimos que tenía buena respuesta, pensamos ‘¿por qué no lo hacemos en serio?’. Queríamos posicionarnos en la tienda, buscar la manera de que estos productos llegaran a una mayor escala, así nos tomamos el proyecto más en serio”, indica Andrés Barba.

Junto a su hermana Mariana Barba, Andrés y su amigo y hoy también socio Emilio Berdegué, idearon sus propias botanas no solo atrayendo a el gusto de sus compañeros de escuela, pues con el tiempo comenzarán a crear una red de colaboradores para venta para transformar a Come Verde en una empresa de +50 colaboradores.

“Conforme la empresa ha ido madurando, también no ha ido educando de diferentes maneras. Si no te educas te quedas muy chico. Hoy que le estamos vendiendo a clientes como Walmart y que traemos ganas de exportar, te tienes que educar a otro nivel”, relata Emilio Berdegué.

Analizando sus oportunidades en el mercado y considerar las peticiones del consumidor que busca botanas saludables a precios justos, el proyecto comenzó a fidelizar a clientes y ampliar su red de vendedores externos hasta que la pandemia, en 2020, presentó un desafío particular: aprovechar y potencializar las ventas mediante redes sociales.

Progresivamente, el catálogo de sabores y presentaciones creció. Tras el producto debut: mango deshidratado, se sumaron chips de jícama, camote, churritos de maíz y amaranto, obleas, y más.

El otro rostro del emprendimiento

Si bien la dedicación y compromiso han sido claves para que Come Verde sea un éxito, Andrés Barba reconoce que la curva de aprendizaje no ha sido sencilla del todo. Con el tiempo, tanto él, como Mariana y Emilio han tenido que adentrarse a procesos empresariales, de producción, de venta, de todo, desde cero. Mejorar en el camino es el objetivo diario.

“Tal vez estás muy enfocado en el tema de cómo posicionas tu producto, cómo vendes para crecer, y después está toda esta parte de tener un negocio, de cumplir con los impuestos, con lo regulatorio y nadie te dice cómo hacerlo. El emprendimiento está hecho a base de muchos golpes y aprendizajes en el camino”.

Con esta reflexión, Andrés celebra que pese a las dificultades a las que se pueda encontrar un proyecto emergente, México se distingue por tener un ecosistema de impulso que año con año suma herramientas como nuevos emprendedores.

“Para nosotros ha sido reto tras reto. Al principio pensamos que necesitábamos la planta perfecta todo estaría bien, que necesitas tal cosa para que todo esté perfecto, y la realidad no es así, los retos siguen y siempre habrá obstáculos y cosas nuevas, es parte del crecimiento”, apunta Mariana Barba.

Pero las botanas no son el único emprendimiento que Mariana, Andrés y Emilio han impulsado. Bajo su visión de crecimiento y oportunidades, también han dado paso a Wu Nutrition y Entredijes. Cada proyecto ha brindado a estos emprendedores herramientas y experiencias para ir más allá de las fronteras jaliscienses.

“El emprender o crear una empresa te enseña muchas cosas, en nuestro caso, ha sido para hacernos más responsables, mejores personas. La empresa te va educando, te hace tener que levantarte temprano, tratar bien a tus colaboradores, a saber negociar”, destaca Emilio Berdegué.

TE RECOMENDAMOS: Josué Velázquez: maestro del ArtToys en Corazón de Juguete, fábrica tapatía de juguetes

Sigue a PLAYERS of Life Guadalajara en redes sociales: Facebook, InstagramTwitter.

Suscribete a nuestro

NEWSLETTER

+DESTACADO