Dr. Heriberto Méndez Pérez

Por

Por Fernando González

 

Nacido el 29 de diciembre de 1917 en la ciudad de Cansahcab, Yucatán, cursa sus estudios básicos en Mérida, Yucatán, de 1924 a 1935, en donde obtiene una beca para estudiar en la Escuela Preparatoria Federal para hijos de trabajadores en la Ciudad de México, para luego  ingresar en 1939 a la recién inaugurada Escuela Superior de Medicina del Instituto Politécnico Nacional, donde realiza una brillante carrera profesional al terminar con un promedio de 9.9, mismo que a la fecha no ha sido alcanzado.
    De 1944 a 1947 labora como becario de investigación científica en el Instituto de Salubridad y Enfermedades Tropicales, donde realiza estudios experimentales del veneno del alacrán, logrando con ello descubrir la profilaxis y tratamiento. Al término de 1947, presenta tesis y examen profesional obteniendo Mención Honorífica en ambos.
    Su trayectoria docente es impresionante: la inicia en 1943 como Adjunto de Prácticas de Fisiología y Farmacología en la Escuela Superior de Ciencias Biológicas y en su Alma Mater; de 1944 a 1948 fue Profesor de Prácticas de Fisiología en las mismas instituciones. A Torreón llega en el año 1950 como Pediatra General del Hospital Infantil Beatriz Velasco Alemán; retorna a la Ciudad de México donde obtiene su Posgrado y es nombrado Jefe del Hospital Infantil de Torreón. Fue Presidente de la Asociación Nacional de Pediatría, es uno de sus máximos logros y consiguió en el Congreso Mundial de Pediatría en Viena que el español se volviese junto con el inglés y el francés un idioma oficial; de 1966 a 1969 da la cátedra de Patología Pediátrica en la Escuela de Medicina de la U.A. de C., y de 1972 a 1999 es profesor  titular de esa materia en la Facultad de Medicina de Torreón, por donde pasaron numerosos médicos que tuvieron el honor y el privilegio de ser sus alumnos, entre ellos su hijo Heriberto, médico pediatra.
    De 1972 a 1975 es nombrado Jefe de Pediatría del Hospital General Universitario de la Facultad de Medicina de Torreón y de 1978 a 1999 funge como Jefe de la División de Pediatría del Hospital General Universitario, el cual merecidamente lleva su nombre. En cuanto a su actividad profesional privada, en 1953 es socio accionista del primer grupo organizado de médicos al abrir el Centro Médico de Torreón del que fue Presidente de 1970 a 1971, ocupando además otros cargos directivos. Su participación en actividades científicas fue notable: Socio de la Sociedad de Pediatría de La Laguna, Secretario del Consejo del Hospital Infantil, miembro de la Asociación Nacional de Pediatría, Socio activo de la Academia Mexicana de Pediatría, Fellow de la American Academy of Pediatrics, y por razones de espacio de esta columna, omitimos mencionar una larga lista de sus actividades científicas.
    En su vida personal, Heriberto casó con la señorita María Dolores Vigatá García en 1947 en la Ciudad de México, procreando sus hijos Jaime, Heriberto y Antonio, Ingeniero, Médico Pediatra y Arquitecto respectivamente, personas ampliamente conocidas en la sociedad lagunera. Unas de sus grandes pasiones fue jugar golf, montar a caballo en salto de obstáculos y jugar boliche logrando un juego perfecto. De joven fue campeón nacional en natación estilo dorso. Era habitual verlo con su querida esposa Loló en los conciertos del Patronato Lagunero de Arte y Cultura, como en los de la Camerata de Coahuila. Como empresario, fue avicultor asociado con Jorge Franco Crabrtree y constructor socio de la colonia Torreón Residencial. Finalmente, muere en esta ciudad el día 3 de enero de 2015, siendo su fallecimiento muy sentido en nuestra comarca.

Suscribete a nuestro

NEWSLETTER

+DESTACADO