Identidad y experiencias digitales, la apuesta de Pablo Gómez en la gastronomía local

Identidad y experiencias digitales, la apuesta de Pablo Gómez en la gastronomía local

El asesor gastronómico forma parte de Grupo Cantineros, socios y amigos que cuentan con 5 propuestas en la industria restaurantera lagunera

Cristina Garza
23 marzo, 2021

Fue en 2015 cuando Kuizon, Rafa y nuestro entrevistado Pablo Gómez, hablaban a este medio de su nuevo concepto El Bigote Cantina Contemporánea ubicado en el Centro de la ciudad.

Ahora, 6 años más tarde, Grupo Cantineros sigue creciendo y al día de hoy cuentan con cinco propuestas para los laguneros.

Los amigos y socios no han parado de idear nuevos conceptos que respondan a la buena comida, buena coctelería y a las nuevas experiencias con una mirada fija a lo digital y lo visual.

UNIÓN Y RESPETO

Pablo Gómez vivía en el DF, trabajaba para unos familiares cuando a sus 23 años se une con sus amigos para formar Grupo Cantineros.

Emprender en ese momento se baso en respetar las fortalezas de cada uno de sus socios. “Rafa con la construcción y administración, Kuizon con la parte de mercadotecnia y diseño y yo con la parte de servicio”.

Gómez comparte que no fue desde un primer momento que vio que este sería su rumbo profesional, no obstante, con el tiempo se fue dando cuenta de que iban a crecer bastante.

Y esa autodeterminación se cumplió, ahora Antyk, Indecente, Negro Aceituna y Bigote Viñedos son parte de su desarrollo.

En palabras del asesor gastronómico de profesión, la clave la reconoce en no quedarse estáticos. Seguir buscando oportunidades, ubicaciones y ser originales, fueron acciones que han derivado en su éxito como Grupo.

Asimismo, para estos emprendedores la identidad es una búsqueda constante. “Queremos seguir constantes en los negocios y esa es nuestra apuesta, poner lugares y que sean constantes, que creen su historia en Torreón”, expresa Gómez.

LAS FRIES INSTRAGRAMMEABLES

En medio de la pandemia que aún se vive, nacieron Las French Fries.

“Es un mini comedor americano, ese es el estilo de las papas, muy americano, comida rápida, colores claros y llamativos. Imágenes coloridas y al final pues creo que la tendencia de la comida va a esa parte: a todo que sea instagrammeable y digital. El crecimiento va para allá”, cuenta Gómez.

En este nuevo proyecto que comparte con Jorge González, Pablo se enfocó en buscar una zona en la ciudad que no contará con el producto.

“Que bien no soy el pionero y que por cierto mis respetos a ellos, pero sí busque un producto que fuera muy genérico para la zona de Viñedos que aún es muy virgen. Igual con Bigote Viñedos fue una apuesta”.

EL SIGUIENTE PASO

Volviendo al 2015 y al hacer la pregunta referente a los planes futuros, Kuizon, Rafa y Pablo dijeron que su objetivo era expandir El Bigote a otras partes de la ciudad.

Ahora, cumplido ese objetivo, la apuesta es crecer a las afueras.

“Seguramente para este año salimos de Torreón, lo que viene es irnos a alguna ciudad cercana de aquí y seguir creciendo los negocios que tenemos aquí”, declara Gómez.

Otra parte importante de su plan es buscar experiencias acordes a sus comensales.” Yo creo que lo que vamos a buscar es la experiencia digital y lugar que visites, que sea una experiencia en redes sociales. Buena comida y buena coctelería. Todo digital y visual”.

En el ámbito personal, las locaciones vírgenes y los negocios pequeños entre comillas son la tirada de este emprendedor.

“Quiero empezar a poner negocios en Torreón, veo mucho crecimiento aquí, pero en lo personal necesito salir para tener un crecimiento personal”.

Hasta ahora esta es la historia de Cantineros, un capítulo adelante creando identidad e historia desde su cantina contemporánea.

SUS CLAVES

Obviamente no es como que soy un soldado, pero trato de ser muy disciplinado en cuanto a mis ámbitos laborales, tener un equilibrio con la familia, amigos, creó que sí es parte de llegar lejos. Sobre todo, ponerse metas cortas para con el tiempo lograr metas largas”.

APERTURA EN PANDEMIA

Sobre el reciente proyecto de Negro Aceituna:

“Perdí la cuenta de cuanto estuvimos ahí, personal, diseño (…) es el reto más grande que hemos tenido, pero valió la pena, fue un esfuerzo que también de alguna manera estuvo bien que pasara así porque la gente de Torreón cuando vio que ya podemos salir más, fue como un boom ver algo diferente después de la pandemia”.





ARTÍCULOS

RELACIONADOS

Mauricio Cepeda, el profesional detrás de la imagen de Latitud 25

Cristina Garza
30 noviembre, 2020

La cineasta torreonense que ha encontrado en la diversidad, historias dignas de ser contadas

Cristina Garza
19 noviembre, 2020

Vera Plush, una marca que encontró lo que las nuevas mamás realmente quieren recibir

Cristina Garza
13 noviembre, 2020

RELACIONADOS