Lomajim, un pedazo de cielo en la tierra

Por

Enclavada en medio de hermosos paisajes se encuentra Hacienda Lomajim, ubicada a una hora de Guadalajara, es un lugar para perderse y encontrarse pues el contacto que ofrece con la naturaleza definitivamente es ideal para sacar de la rutina a cualquiera.
   Este exclusivo complejo cuenta con 15 habitaciones al borde de una espectacular barranca con vistas excepcionales y que se encuentran exquisitamente decoradas con antigüedades coloniales y piezas de arte de todo México que harán que tus noches aquí sean una experiencia inolvidable. ¡Vas a querer regresar!
   Cabe mencionar, que en este paraíso puedes encontrar el único jacuzzi volado de la Zona Metropolitana de Guadalajara, en donde puedes disfrutar de la extraordinaria vista a la Barranca de San Cristóbal, servicios de Spa y una deliciosa experiencia gastronómica.
   Despertar con el cantar de los pájaros, salir envuelto en una frazada, sentarte en una hamaca o columpio mientras tomas un café y observar como flotan frente a ti las nubes que esperan llegar al cielo para despuntar el día. Disfrutar de una caminata con vistas panorámicas a lo largo de un kilómetro que termina en un hermoso mirador.
   Esta hacienda, con un estilo arquitectónico del siglo XVII ha creado ya entre sus huéspedes algunas tradiciones que se han ido arraigando entre sus visitantes con el paso del tiempo como lo es el llevar flores a la capilla típica mexicana que cuenta con un imponente cristo volado sobre el altar, a sus espaldas nuevamente un increíble paisaje.
   Al llegar al restaurante Lomajim a cargo del chef Erik, recomendamos comenzar con un tiradito de atún o aguachile de rib eye, y si eres amante de la sopa azteca no te puedes perder la que este lugar ofrece. Como platillo fuerte el lomito de cordero te hará explotar el paladar en cada bocado pues los ingredientes están excelentemente ejecutados y perfectamente balanceados, si prefieres los mariscos tienes que pedir los camarones barranqueños y como siempre queda espacio para el postre, el helado de mezcal es increíble.
   Estar en un lugar rodeado de naturaleza, tranquilidad y comodidad sin duda alguna incita a la relación total y el spa de Lomajim es el lugar ideal para desenchufarte por completo de la ciudad, seguramente el jacuzzi se convertirá en tu lugar favorito pero imagina que se le agregan sales relajantes para continuar con un masaje descontracturante, aquí seguramente habrás tomado una siesta y te habrás olvidado de todo.
   El personal que ayuda a que todos nosotros pasemos una estancia llena de experiencias, sabores y colores se encuentra altamente capacitado y dispuesto a ofrecer siempre el mejor servicio. La familia Lomajim también incluye gansos y en el establo está Lulu, la burrita más consentida.
   Hacienda Lomajim, pertenece al selecto grupo “Tesoros de México” debido a sus características arquitectónicas, gastronómicas, excelencia en su servicio con la que promueven a su vez, la riqueza de nuestro país, por lo que es parte también de la “Asociación de Haciendas y Casas Rurales de Jalisco”.

+DESTACADO