Aumento de riesgo de ser afectado por Coronavirus

Aumento de riesgo de ser afectado por Coronavirus

Por Patricia Rivera de la Dieta de los Asteriscos

PLAYERS of life
19 mayo, 2020

Un estudio de la Universidad de Turín muestra que los afectados por Covid-19 tenían, en su mayor parte, una deficiencia de vitamina D. Esto explica el impacto de la epidemia en pleno invierno en el hemisferio norte, cuando las poblaciones tienen la exposición anual más baja a la luz solar, que es esencial para producir vitamina D.

Los científicos de la Universidad de Turín recomiendan tomar vitamina D para combatir la pandemia de coronavirus. El estudio de los profesores de Geriatría, Giancarlo Isaia experto en Histología, y Enzo Medico, fue presentado a miembros de la Academia de Medicina de Turín. El documento analiza las posibles causas de la infección por Covid-19 y propone que la vitamina D no es precisamente la cura, sino una herramienta para reducir los factores de riesgo.

Los primeros datos preliminares recopilados actualmente en Turín indican que los pacientes hospitalizados por Covid-19 tienen una prevalencia muy alta de hipovitaminosis D. La compensación por esta amplia deficiencia de vitaminas se puede lograr principalmente mediante la exposición a la luz solar tanto como sea posible, incluso en balcones y terrazas y comiendo alimentos ricos en vitamina D.

El análisis, también llevado a cabo siguiendo las recientes recomendaciones de la Asociación Dietética Británica, investigó el papel que podría desempeñar la falta de vitamina D, que afecta a una parte de la población, especialmente a los ancianos, en esta pandemia.

En el documento, los autores sugieren a los médicos, en asociación con las medidas preventivas generales bien conocidas, garantizar niveles adecuados de vitamina D en la población, pero sobre todo en aquellos que ya están infectados, en sus familias, en profesionales de la salud, en ancianos frágiles, en huéspedes de residencias de asistencia, de personas en régimen cerrado y de todos aquellos que, por diversos motivos, no están adecuadamente expuestos a la luz solar.

Además, también se puede considerar la administración de la forma activa de vitamina D, calcitriol, en pacientes con coronavirus y con una función respiratoria particularmente deteriorada.

Estas indicaciones derivan de innumerables evidencias científicas, escriben los profesores, que demostraron un papel activo de la vitamina D en la modulación del sistema inmune, la frecuente asociación de hipovitaminosis D con numerosas patologías crónicas que pueden reducir la esperanza de vida en los ancianos, incluso más en el caso de la infección por Covid-19, un efecto de la vitamina D en la reducción del riesgo de infecciones respiratorias de origen viral, incluidas las causadas por el coronavirus y la capacidad de la vitamina D para neutralizar el daño pulmonar causado por la hiperinflamación.

La forma ideal para optimizar los niveles de vitamina D es a través de una buena alimentación rica en grasas o aceites como el aguacate, nueces, almendras, semillas de girasol, aceite de oliva, huevo y pescados como salmón, bagre, sardinas y la exposición adecuada a la luz solar.

Para tener niveles óptimos de vitamina D debes aspirar a asolear al menos 40% de tu piel. No olvides que entre más piel expongas, más vitamina D producirás.

La edad es también un factor para la producción de vitamina D. Entre mayor edad se tenga después de los 50 años, menor capacidad tiene el cuerpo para convertir la radiación solar en vitamina D por lo que es recomendable aumentar su ingesta de grasas.

Vitamina D

Ha sido considerada como una potente hormona esteroide neuroreguladora, que llega a tener influencia en aproximadamente el 10% de todos los genes.

Por ser una vitamina liposoluble es transportada a través de las grasas por lo que las personas que consumen dietas bajas en grasa pueden padecer deficiencias de esta vitamina. La Vitamina D tiene impacto en todas las células del organismo, influenciando varias funciones celulares como la diferenciación celular, la proliferación celular y la respuesta antiinflamatoria, así como gran efecto medular en el sistema inmunológico.

La vitamina D es producida en la piel por efecto de la luz solar. La forma de vida actual y la recomendación del uso de bloqueadores solares han hecho que las personas no reciban suficiente cantidad de luz del sol para que su piel produzca la Vitamina D que requiere su organismo. Se considera que es necesario exponerse a la luz solar por lo menos de 15 a 20 minutos diarios para tener la cantidad suficiente de esta vitamina.

Por Patricia Rivera de la Dieta de los Asteriscos
dietadelosasteriscos.com





ARTÍCULOS

RELACIONADOS

Por: Gualberto Elizondo y su famoso Patio de la Lumbre Facebook: Gualberto …

PLAYERS of life
11 julio, 2019

Cinthia Espinosa y Rudy Joffroy Fundador Director Creativo de Creative Dreams rjoffroy …

PLAYERS of life
18 mayo, 2019

Roberto Madero CEO de GROU Crecimiento Digital, líder en el desarrollo de …

PLAYERS of life
17 mayo, 2019

RELACIONADOS