Reforma laboral, un cambio inminente

Reforma laboral, un cambio inminente

La implementación de dicha reforma costará al Gobierno Federal en este sexenio alrededor de 2 mil 223 millones de pesos, debido a la creación y puesta en marcha del Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral

PLAYERS of life
2 mayo, 2019

Por Ricardo Jáuregui

Socio y Director General de SF Consultoría Fiscal

@sfconsultoria1

El pasado 22 de diciembre de 2018 se publicó el proyecto del grupo parlamentario de Morena para modificar diversas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo, este proyecto empujado en gran parte por el Tratado de Libre Comercio, entre México y los países del norte de América, donde la negociación colectiva fue el detonante de dicha materia.

• Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral.

Se mencionan las bases para la creación, funcionamiento y operación de dicho centro, que tendrá como cargo principal la de conciliar, registrar sindicatos y los contratos colectivos. Asimismo, se le impone a los trabajadores y patrones como requisito para cualquier juicio laboral, agotar la instancia conciliatoria


• Tribunales de Trabajo.

Los conflictos entre trabajadores y patrones serán resueltos por tribunales laborales (los cuales formarán parte del Poder Judicial de la Federación), por lo que las juntas de conciliación y Arbitraje desaparecen.

• Sindicatos verdaderos.

Se reconoce la libre afiliación y participación de los trabajadores en los sindicatos, respetando la decisión de formar parte o no del mismo. Será por elección que se elija a la directiva de un sindicato y las votaciones serán libres y secretas. Y, por último, se les deberá informar sobre la administración del patrimonio del sindicato.

• Oralidad en los juicios.

Se considera un procedimiento laboral de forma oral (preponderantemente, aunque constará de una fase escrita), con lo cual se pretende agilidad, transparencia, seguridad y economía en el proceso.

• Contratos Colectivos de Trabajo.

Se requerirá la Constancia de Representatividad documento que se les exigirá a los sindicatos para acreditar que cuentan con la representación de los trabajadores, a fin de que éstos puedan celebrar, revisar o modificar el contrato Colectivo.

Modificaciones procesales laborales.

Se realizan cambios en las pruebas testimonial y confesional, en donde el juez y las partes podrán formular preguntas abiertas relacionadas con los hechos, así como los interrogatorios y evitar su formulismo.

• Nuevas obligaciones laborales.

Se añaden dos fracciones al artículo 132 donde se obliga al patrón a entregar un ejemplar del Contrato Colectivo de Trabajo vigente e implementar un protocolo para prevenir la discriminación por razones de género y atención a los casos de acoso.

Comprobantes Fiscales Digitales por Internet (CFDI).

Previo acuerdo entre el trabajador y el patrón los CFDI podrán sustituir los recibos impresos, los cuales en caso de litigio laboral harán prueba plena. Empleados desaparecidos. Los beneficiarios no tendrán la obligación de agotar la investigación de dependencia económica ya que la Ley le otorgará presunción a su favor para el cobro de prestaciones.

Reclamaciones en cuestiones de seguridad social.

No se condicionará a acudir a la audiencia conciliatoria para interponer la demanda por prestaciones de dinero o especie reclamadas contra IMSS, INFONAVIT y RCV.

Unidad de Medida y Actualización (UMA).

Se sustituye al salario mínimo por la Unidad de Medida y Actualización como valor para cuantificar y calcular multas, indemnizaciones, incapacidades o la muerte del empleado.

La implementación de dicha reforma costará al Gobierno Federal en este sexenio alrededor de 2 mil 223 millones de pesos, debido a la creación y puesta en marcha del Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral, lo cual resultará una tarea difícil, pero considero lo más complicado de esta reforma será llevar acabo cabalmente lo que la Ley nos señale en cuestión de Sindicatos, por algo las empresas Americanas le temen tanto a dichas agrupaciones que son las que más presionan a la fuente de trabajo y en muchas ocasiones sin la aprobación de los trabajadores.

Por último, la mejor reforma que pudiéramos implementarle a México es la propia, donde trabajadores se dediquen a trabajar y patrones a dirigir, esta relación se nutre diariamente con el respeto e igualdad en la relación, una vez que entendamos esto el panorama mejorará en cualquier ámbito.





ARTÍCULOS

RELACIONADOS

Por: Gonzalo Oliveros Enrique Alfaro puede estar tranquilo, lejos del bullicio y …

PLAYERS of life
23 mayo, 2018

La apertura comercial y tecnológica de México se ve reflejada en nuevos hábitos de consumo

PLAYERS of life
11 abril, 2018

Alejandro Guerrero Aguirre Socio GOV Fiscal y director del área legal aga@govfiscal.com …

PLAYERS of life
7 noviembre, 2017

RELACIONADOS